Sobreprotección

sobreproteccion.jpg

Resolverle la vida no es ayudarlo, es incapacitarlo.
bensalut.com

El mejor regalo que podemos darle a un niño es dejarlo ser

Educar_hijos_psicologia

“Tienes que saludarme con beso”. Dice la tía que viene una vez al mes y no saluda a sus vecinos. “Préstale el carrito, no seas egoísta”. Dice el tío que no le presta el coche ni a su mujer. “Tienes que ser más independiente”. Dice el padre mientras su mujer le plancha la ropa “No debes seguir tomado biberón”. Dice el primo que no para de beber cerveza. “Tienes que dormir solo, en tu cuna”. Dice la mamá que cuando esta sola se va a dormir con su mamá. “No es no, tienes que entender”. Dice la suegra que aún no llama antes de aparecer. “Una nalgada educa, no es violencia”. Dice el vecino que aun sueña con el cinturón del padre. “Tienes que respetar a los adultos”. Dice la abuela que le da Coca Cola cuando la mamá no lo ve.
bensalut.com

Lo que los padres dicen y lo que sus hijos entienden

No importa lo que les digamos a nuestros hijos, lo decimos siempre con las mejores intenciones. Sin embargo, ¿estás seguro de que todas tus palabras realmente le hacen bien a tu hijo? Porque a veces pronunciamos frases que no benefician sino que lastiman y hacen que los niños pierdan la confianza en sí mismos.

Las siguientes imágenes fueron elaboradas en base a un libro de la psicóloga Valeria Fadeyeva, en el cual explica lo que los niños llegan a interpretar sobre las palabras de sus padres. Fadeyeva nos da algunos consejos sobre cómo reemplazar este tipo de frases para que los niños se sientan más en confianza con lo que les decimos y no malinterpreten nuestras intenciones.

Bensalut.com

La caja dorada

regalo

Hace ya un tiempo, un hombre castigo a su pequeña por desperdiciar un papel que tenían guardado para ocasiones especiales. La familia no pasaba por una buena situación económica, por lo que le molesto verla envolver una caja sin sentido y más con ese papel especial, tenía que aprender la importancia del dinero.

A la mañana siguiente la niña le llevó la caja envuelta a su padre y le dijo: “Esto es para ti papi”. En ese momento, el padre se sintió avergonzado de no entender a su pequeña, pero al abrir la caja y verla vacía, volvió a explotar y le gritó de nuevo: “¿No sabes que cuando das un regalo a alguien se supone que debe haber algo dentro?”. La niña le miró triste y dijo: “No está vacía. Yo soplé un montón de besos dentro de la caja, todos para ti papi”. El padre se sintió muy mal por su reacción y abrazo a su pequeña pidiéndole perdón.

Se ha dicho que el hombre guardó esa caja por años al lado de su cama y siempre que se sentía triste cogía un beso de la caja y recordaba cuánto amor ella había puesto allí y cuánto amor les unía.

Queridos padres…

peleas-padres-hijos.jpg

Cuando sus hijos los vean discutiendo, asegúrense que también los vean reconciliándose.

Consejos para educar con inteligencia emocional

162247316-580x447

La Inteligencia Emocional es una disciplina, actitud o capacidad, que nos permite conocer y manejar nuestras emociones y  a la vez detectar y enfrentar los sentimientos de los demás.

Es una forma de interactuar con el mundo cuya base son los sentimientos y engloba habilidades como el control de los impulsos, la autoconciencia, la motivación, el entusiasmo, la perseverancia, el altruismo etc.

Todas estas actitudes forman rasgos de carácter como la autodisciplina y empatía, que resultan importantes para una buena y sana adaptación social.

Principios que componen la inteligencia emocional

Según Daniel Goleman:

  • Conocer las propias emocionesTener conciencia de las propias emociones; reconocer un sentimiento en el momento en que se está desarrollando. Una incapacidad en este aspecto nos lleva a tener emociones descontroladas.
  • Manejar las emocionesTomar conciencia de las propias emociones es una habilidad para poder manejar los propios sentimientos y que se manifiesten de manera adecuada, no sobresaltarse frente a la ira o la rabia en las relaciones interpersonales.
  • Motivarse a sí mismoEmoción y motivación están íntimamente interrelacionados. Encaminar las emociones, y la motivación hacia lograr un objetivo es esencial para automotivarse, manejarse y realizar actividades creativas.
  • El autocontrol emocional te lleva a dominar la impulsividad. Las personas que poseen esta habilidad tienden a ser más productivas y efectivas en las actividades que realizan.
  • Reconocer las emociones de los demásEmpatía, la cual se basa en el conocimiento de las propias emociones. La empatía es el origen del altruismo, las personas que son empáticas, sintonizan mejor con las señales que los demás envían y así pueden detectar mejor sus necesidades. Esto las hace apropiadas para profesiones de ayuda y servicios.
  • Establecer relacionesLa habilidad de establecer buenas relaciones con los demás es el talento para manejar y detectar las emociones de los demás. La competencia social y sus habilidades, son la base del liderazgo, popularidad y desarrollo positivo de las relaciones interpersonales.

 

Consejos para educar con inteligencia emocional

Los expertos reconocen que los niños desde pequeños expresan sus emociones de una manera primaria al comienzopero luego van desarrollando sus habilidades sociales junto con emociones más estructuradas. Comenzar a educar en las emociones, es una de las tareas que se puede realizar en familia y en los colegios. Para ellos os entregamos 6 consejos para poder llevarlas a cabo.

 1- Ayudarles a reconocer sus emociones

A partir de los dos años es una edad perfecta para iniciar a los niños en el campo del reconocimiento de las emociones, es cuando ellos comienzan a relacionarse más con  los adultos e interactúan con niños de manera más social y no tan individual. Podemos realizar varios ejercicios para introducirlos en las emociones básicas: alegría, tristeza, miedo y rabia, mediante fotografías de rostros, dibujos, preguntándoles “Qué le pasa a este niño?” “¿Está triste?” “¿Por qué crees tú que está triste?”. Además sirve para ver el grado de empatía con las emociones de los otros.

A los 10 u 11 años, es el tiempo en donde surgirán en sus vidas emociones secundarias que van a cobrar más peso en sus vidas, tales como el amor, la vergüenza, la ansiedad. Frente a esta nueva etapa, es importante mantener una buena comunicación, crear instancias para hablar de los temas abiertamente para que se sientan seguros frente a esas nuevas emociones que experimentan y que deben aprender a gestionar.

2- Nombrarles las emociones y ejemplificarlas

El momento ideal para que los niños nombren e identifiquen las emociones es a partir de los 5 años: “estoy enfadado porque no me has comprado un caramelo”, “estoy feliz porque mañana es día de Reyes”, “tengo miedo de que me dejas solo.”

También es común que los niños realicen rabietas o no sepan manejar situaciones de rabia y descontrol. Frente a ello es importante que los padres no refuercen ese comportamiento y que es mucho mejor expresar el sentimiento que lo llevó a comportarse de esa forma. De esta forma desde pequeños, aprenden a expresar sus sentimientos.

3- Desarrollar la empatía

Para desarrollar una habilidad  tan importante como la empatía, es importante trabajar mediante preguntas sobre situaciones emocionales en las que puede estar implicada otra persona: “¿Cómo crees que se siente tu hermano tras lo que le has dicho?” “¿Por qué crees que está llorando tu amiga?” “¿Crees que papá está hoy enfadado?”

4- Enseñarles a comunicarse

Una de las bases para que comuniquen sus emociones, es darle la oportunidad de expresar en voz alta, mediante una conversación, su opinión y que exprese sus sentimientos. Hacer preguntas sobre su día, jugar sobre situaciones, poner ejemplos de algunas situaciones etc.

5- La importancia de saber escuchar y escucharles

Saber estar silencio mientras los demás hablan es imprescindible para desarrollar la inteligencia emocional. La escucha activa es importante tanto para los padres cuando los niños se expresan como para los niños cuando escuchan a sus padres. Hablar despacio, frente a frente y terminando las frases con un “¿has entendido lo que te he explicado?”, “¿Estás de acuerdo con lo que he dicho?”.

La familia es el primer ejemplo de democracia y sociedad del que los niños aprenden.

6- Crear la confianza para que expresen sus emociones y se relacionen

Facilitar a nuestros hijos la confianza adecuada para que pongan en voz alta aquello que les preocupa, les hace infelices o felices. El hogar y el colegio son escenarios importantes donde los niños van a desarrollar su vida, ofrecerles comodidad y seguridad para que ellos se comuniquen y se expresen es nuestra responsabilidad. Finalmente cuando crezcan lo harán sin dificultades y en diferentes contextos de su vida.

bensalut.com
Fuente: Emagister

 

Ayudar, no asustar

t vas a caer.jpg

Lo que de verdad importa! Me encanta!

¿Porque nos empeñamos en no regalar a los niños lo que quieren por navidad?

http://m.youtube.com/watch?v=fQ2kFqq6Ldo&feature=youtu.be